12-11-11  |  Voluntariado

Carolina: de recolectora de basura a empresaria

POR: Elena Aldecoa

Esta historia fue elaborada por Lauren Fusek, voluntaria de Fabretto.

 

Desde la primera vez que visité al Centro de Fabretto en Acahualinca pude descubrir el increíble proyecto de NicaHOPE, el cual se encuentra en la parte trasera del centro. Esta pequeña tienda de bisutería, es alquilada por un grupo de mujeres conformadas en cooperativa. Allí, me encontré a Carolina López, una joven mamá, socia de la cooperativa y artesana.

 

La cooperativa de NicaHOPE se legalizó e inscribió legalmente en 2012. Este proyecto surgió a partir del programa de Educación Vocaciónal y Técnica de Fabretto. Gracias a la elaboración y venta de piezas de bisutería, estas mujeres tienen una alternativa de ingresos para apoyar la economía familiar. ¡Si quieres ver sus diseños pincha aquí!

 

Lauren entrevistó a Carolina para conocer un poco más sobre el impacto que ha tenido este proyecto en su vida.

 

¿Cuántos años tienes?

19

 

¿Dónde vives?

Vivo en el barrio Acahualinca. En nuestra casa vivimos cuatro familias diferentes. Mis dos primos con sus esposas e hijos, mi abuela y nosotros. ¡La casa siempre está llena de gente! Pero nos organizamos bien.

 

¿Cuánto tiempo llevas trabajando en NicaHOPE?

He trabajado en este proyecto casi 7 años. Empecé con el programa de bisutería de Fabretto, antes de conformarnos como cooperativa. Tatiana (la actual presidenta de NicaHOPE) también comenzó conmigo, desde estonces hemos estados juntas. 

 

¿Qué hacías antes de integrarte a NicaHOPE?

Como muchas otras familias de esta zona, yo trabajaba en el vertedero de La Chureca apoyando a mi familia en la recogida de botellas plásticas y otros materiales reciclables. Era nuestra única fuente de ingresos. Desgraciadamente, hoy en día mis dos primos y mi abuela todavía trabajan allí. Es una zona muy peligrosa, hay mucho humo tóxico de la quema de basuras, y las condiciones en las que trabajan son pésimas. Tampoco es un lugar para un bebé recién nacido. 

 

¿A qué edad comenzaste a trabajar en el basurero?

No lo recuerdo. Lo que si recuerdo es que nos levantábamos todos a las 4 de la mañana y nos íbamos todos juntos a trabajar.

 

¿Por qué decidiste unirte a NicaHOPE?

Sin lugar a dudas, era mejor que el basurero. Además, ahora que soy mamá, me permiten venir con mi bebé a trabajar. Realmente no hay comparación. Aquí estoy a salvo, y NicaHOPE es la mejor oportunidad que me han dado. 

 

¿Cómo te ves en un futuro?

Quiero seguir apoyando a la cooperativa para que crezcamos como negocio. Una de nuestras metas principales es aumentar nuestras ventas y mejorar nuestros diseños. .

 

¿Estas casada?

Sí, su nombre es Isaac y trabaja en La Chureca, por las tarde apoya en la venta de un negocio de muebles de madera.

 

¿Cuántos años tienen tus papás?¿Viven cerca de ustedes?

Sí, mi mamá tiene 38 y mi papá 45. Ellos viven en carretera vieja a León, un poco lejos. Sin embargo, hacemos el esfuerzo por vernos todo lo que podemos.  

 

¿Quién te ayuda con tu bebé cuando estás trabajando?

(Se ríe mientras mira a su bebé) Sólo yo, y su papá cuando regresa del trabajo.

 

Con toda la carga que tienes, ¿Te da tiempo a descansar?  

(Risas) Para nada. Pero este esfuerzo me compensa.

Suscríbete a nuestro boletín

Contacto

Estados Unidos +1 (703) 525-8716

España +34 91 435 5417

Nicaragua +505 2266-8772