13-7-16  |  Nuestros Programas

Día Mundial de las Habilidades de la Juventud: Tatiana Rojas

POR: Diana Corrales

22358904279_46b9af7907_oTatiana Rojas (centro), mostrando una de sus creaciones.

Fabretto se une a las Naciones Unidas para celebrar el Día Mundial de las Habilidades de la Juventud para hacer conciencia sobre la importancia del empoderamiento de also jóvenes en países en desarrollo. Según las Naciones Unidas, los jóvenes tienen casi el triple de probabilidades que los adultos de estar desempleados y de realizar trabajos de baja calidad, de enfrentar desigualdades en el mercado laboral y de estar expuestos a transiciones largas y más inseguras desde la escuela a un puesto de trabajo.

En Nicaragua, las escuelas públicas ofrecen una media de 4 horas al día de clase. Con una preparación académica escasa, los estudiantes de secundaria tienen dificultades para abrirse camino en el mercado laboral o emprender su propio negocio.  De acuerdo con la Organización Internacional del Trabajo, el 20% de los jóvenes entre 15 y 24 ni estudian ni trabajan, son los denominados “NINIs”.  Y los que consiguen empleo, suele ser  informal y de corta duración.

El programa Educación Vocacional y Técnica apoya a los jóvenes a través de formación técnica con el objetivo de que se preparen para el mundo laboral y encuentren un trabajo mejor. Los estudiantes reciben clases de inglés, computación, contabilidad, y también, se les orienta en cómo postular mejor a un empleo, técnicas para enriquecer su Currículum Vitae, una entrevista de trabajo, etc.  Los estudiantes asisten a clases de Fabretto después de la escuela formal, donde enriquecen su aprendizaje con habilidades académicas y técnicas necesarias para mejorar sus oportunidades de futuro. Ese es el caso de Tatiana Rojas, una joven de 20 años que vive con sus padres y sus 11 hermanos en una sencilla casa del barrio Acahualinca, Managua.

En 2008, su hermano Osman, recolectaba basura del vertedero de La Chureca para llevar algún ingreso extra a la casa. Un día escuchó hablar sobre Fabretto y quiso convencer a su hermana para que le acompañara a inscribirse al proyecto. Ambos comenzaron a llegar al Centro de Educación que Fabretto tiene en uno de los barrios más vulnerables de la capital, más conocido como NicaHOPE.

Tatiana y Osman se beneficiaron del programa de Educación Vocacional y Técnica, recibieron cursos de informática, de administración de pequeñas empresas, inglés y también, aprendieron a elaborar bisutería. Toda esta formación complementaba significativamente la educación formal que recibían en la escuela secundaria pública.

Tatiana  se destacó por su vocación artística lo que la llevó a unirse la Cooperativa de bisutería NicaHope, conformado por madres y jóvenes de la comunidad donde se ubicaba el vertedero de La Chureca. A través de este proyecto, mejoran sus condiciones de trabajo y tienen la oportunidad de un futuro mejor.

Su talento y determinación, han permitido que actualmente represente al grupo de mujeres empresarias de la Cooperativa como presidenta y en diferentes ferias internacionales. A pesar de su corta edad, esta joven ya ha hecho una diferencia en su comunidad. Se ha ganado el respeto y la admiración de sus compañeras y continúa replicando todos sus conocimientos con otras mujeres de escasos recursos que buscan medios alternativos para romper el círculo de la pobreza en el que viven. Sin lugar a dudas, Tatiana es una líder y agente de cambio en su comunidad.

Para conocer más sobre el impacto del programa de Educación Vocacional y Técnica de Fabretto, lee nuestro Memoria Anual 2015. 

Suscríbete a nuestro boletín

Contacto

Estados Unidos +1 (703) 525-8716

España +34 91 435 5417

Nicaragua +505 2266-8772